¿LAS NECESIDADES SE CREAN?

Quizás esgrimas, como razón para justificar tu idea, la de satisfacer una nueva necesidad del mercado. Siento decirte que eso es imposible. Las necesidades no se crean y además no hay necesidades nuevas, ni tan siquiera latentes. Ya sé, piensas que el que no tiene ni idea soy yo, por lo que no me queda más remedio que argumentar.

El caso del móvil

En los cursos que imparto suelo hacer la pregunta: “¿creéis que las necesidades se crean?” a lo que la inmensa mayoría responde que sí. Posteriormente comento, pues bien, díganme una necesidad creada. Una respuesta muy común es: “el móvil”.

Ahora sitúese usted en un día aciago, el 7J, en Londres, los atentados terroristas, una de las muchas consecuencias fue que la red de telefonía móvil dejo de funcionar. ¿Dejaron los usuarios de telefonía móvil de tener la necesidad de comunicarse? La respuesta obvia es no. El móvil es un producto que cubre dicha necesidad de comunicación y lo suele hacer de modo más eficaz y eficiente que por ejemplo, las señales de humo. Pero cuando el producto “móvil” no cubre la necesidad de comunicarse, se desecha y se busca otro producto que la cubra.

Nuevas demandas

Coloquialmente, tanto políticos como medios de comunicación, hablan a diario de satisfacer “nuevas necesidades” cuando más bien, habría que hablar de satisfacer “nuevas demandas”. Por ejemplo, cuando se construye un nuevo hospital, lo que se hace en realidad, es poner a disposición de la ciudadanía un nuevo producto, “hospital”, demandado para satisfacer la necesidad de “estar sanos”, que obviamente, ya tenían.

Lo que importa para tu plan

He argumentado de forma sucinta, pero no te preocupes, ya se que decir “voy a satisfacer una nueva necesidad” suena mejor que “voy a crear un nuevo producto que satisfaga necesidades ya existentes”; creo que tengo la partida perdida… Pero dicha confusión es extremadamente perjudicial para el devenir de tu empresa, al considerar que no hay nada sólido, que todo cambia y muta.

El terreno que pisas es mucho más sólido de lo que se suele pensar. Las necesidades humanas no cambian, ni cambiarán, los que sí cambian y cambiarán son los productos/servicios que las satisfacen y cómo son valorados dichos productos. Es decir, qué es lo que me importa a la hora de tomar la decisión de comprar y lo que tendrás que hacer es lograr que los clientes deseen los productos o servicios que tú o tu empresa ofrecen para satisfacer dichas necesidades.
Un pequeño juego. Nombra una “nueva necesidad” y cuando lo hagas, te darás cuenta de que estas nombrando un producto. Los productos sí se crean, las necesidades no.

Se define producto como “todo aquello susceptible de ser ofrecido para satisfacer una necesidad o deseo”. Otra forma de definirlo sería: un producto es “una cesta de atributos”.

Si tomamos como ejemplo un producto como un dentífrico, hace unos años el atributo “blanquea los dientes” ni aparecería en las demandas de los clientes, y atributos muy importantes como “protege frente a la caries” pierden valor al considerar que es algo que “todos” los dentífricos deben de hacer.

 

Ahora es tu turno: haz una lista con la cesta de atributos de tu producto y asegúrate de que hay suficientes clientes que deseen comprarlo para cubrir una necesidad que ya tengan. ¿Necesitas ayuda? Únete ya a eWikiBusinessPlan.

 

 

 

photo credit: Texting via photopin (license)

Introducción al Plan de Empresa

LA INTRODUCCIÓN EN TU PROYECTO EMPRESARIAL

Una vez realizada la presentación en el anterior post, paso a desarrollar los contenidos que deberá contener tu proyecto empresarial, empezando por la introducción del mismo.

En tu proyecto empresarial, en la introducción se expondrán los siguientes temas de forma breve.

1. La idea

Escribe tu idea, plan o proyecto en palabra simples, como si estuvieras explicándoselas a un niño. Que la explicación no ocupe más de dos párrafos. No olvides la idea en el desarrollo del plan, el “alma” del proyecto.

Ejemplo: Elaborar una guía que ayude a realizar proyectos empresariales que aporte una estructura clara, con recomendaciones nacidas de la experiencia y ejemplos.

2. Las razones por la que se acomete la idea

Suelen ir ligadas a:

  • Suministrar algo que es escaso.
  • Suministrar un producto o servicio existente de una manera nueva/diferente o superior.

Ejemplo: Razones para elaborar la Guía para la Elaboración de Proyectos Empresariales.

  • Porque hay una creciente demanda de un método que ayude a ir avanzando paso a paso y de una manera constante y coherente en la elaboración de su proyecto por parte de empresas, emprendedores e instituciones.
  • Porque se demandan planes que sirvan para mitigar el riesgo en la toma de decisiones empresariales.

3. El/los promotores de la idea

Escribe un breve currículo que permita comprender por qué te embarcas en el proyecto.

Ejemplo: Luis Jaime Gilsanz Llorente.

Director académico de Máster en Dirección Comercial y Marketing de la Escuela de Negocios de la Cámara Oficial de Comercio e Industria de Valladolid. Más de 22 años de experiencia docente y consultora y en la que se han asesorado y tutorizado más de 500 proyectos empresariales.

 

Ponte cuanto antes manos a la obra, porque aquí se fijan los cimientos para el desarrollo de tu plan de negocio. ¿Aún no lo tienes claro? Únete a nuestra comunidad de emprendedores y deja que uno de nuestros tutores te asesore.

 

 

photo credit: UT-IK 2009 Invitation via photopin (license)

Plan de Empresa despega

BIENVENIDOS A EWIKIBUSINESSPLAN

Ocupado navegante, este artículo inaugura una serie que, bajo el epígrafe “guía comentada para la elaboración de proyectos empresariales”, surge de una idea básica: ayudar en la elaboración de proyectos empresariales.

Me gustaría que los artículos te fuesen útiles, que te ayudaran en la tarea de poner orden en el cúmulo de ideas y pensamientos que bullen en tu cabeza pero, al final, serás tú el que juzgues si el denuedo ha valido la pena.

Para elaborar su estructura se han consultado muchos de los numerosos manuales existentes sobre la materia. Al mismo tiempo, he desarrollado una metodología propia para abordar la elaboración de dicho plan. Tiene “alma propia” para bien o para mal.

Los principios que rigen los distintos artículos son los siguientes: didácticos, claros y precisos.

Espero que poco a poco, y paso a paso, tu plan avance y esta serie sirva para reflexionar y tomar decisiones que lleven a buen puerto tu proyecto.

 

Luis Jaime Gilsanz Llorente

 
photo credit: Under Control via photopin (license)